martes, 15 de abril de 2014

DRUPA 2012, ¿el futuro de la impresión?

FERIA. Evento social, económico y cultural establecido de forma temporal o ambulante que se lleva a cabo en una sede y que llega a abarcar generalmente un tema o propósito común.
DRUPA. Feria internacional dedicada a las Artes Gráficas desde tiempos inmemoriales. Su último evento se celebró en el año 2012 en Dusseldorf, Alemania. En ella tuvieron cabida todo tipo de productos y novedades técnicas relacionadas con la preimpresión, la impresión,  los talleres de encuadernación y procesamiento posterior, multimedia, tecnologías electrónicas, internet, marketing, publicidad y RR.PP., industria de medios de comunicación y editoriales, etc… Su novedad más celebrada fue el sistema INDIGO
INDIGO. Sistema de impresión mitad digital, mitad Offsett. O quizás algo nuevo. La novedad estriba en que la tinta líquida ElectroInk de HP Indigo se transfiere completamente desde la mantilla al soporte sin el típico agrietamiento de la tinta, tan habitual en los sistemas de impresión offset convencional. Esto implica que es posible crear una nueva separación, en un color diferente, para cada rotación de la prensa. HP Indigo ha bautizado este proceso como “cambio de color sobre la marcha” (“on-the-fly color switching”).
ON THE FLY COLOR SWITCHING. Término inglés para significar repinte, reporte.

martes, 3 de enero de 2012

Carlos Barral y la editorial Seix Barral

Carlos Barral, poeta, senador y mitad de Seix Barral. Dedicó su vida por entero al negocio de la cultura escribiendo, editando y reeditando libros de autores hasta entonces desconocidos. Entonces había heredado de sus padres una modesta editorial fundada en 1911 desde donde le imprimiría un brío que le llevaría a ser referencia literaria del mundo progresista hispano durante los años cincuenta, sesenta y setenta. Ya en la década de os 50 había destacado junto a sus colegas de generación, Goytisolo, ferrayer, Gil de Biedma, etc…, como un notable poeta especializado en lo social.


Los húmedos violetas que oscurecían el aire,
se abrían y volvían a cerrarse tras nosotros
Solo al asumir por entero su papel como editor empezó a dar a conocer a autores de la talla de Juan Marsé, Mario Vargas-llosa, Julio Cortazar o Alfredo Bryce-Echenique, y con ello a conocerse entre el público menos especializado. A ello pudo agregar la creación de un premio de edición a escala internacional, así como la conocida Biblioteca Breve que tan popular se haría entre los lectores hasta nuestros días o el premio Barral de novela. Pero nunca dejó de escribir como así demuestra en premio Comillas de Tusquets Editores de 1988 por sus memorias Cuando las horas veloces. Allí podemos ver su conciencia social o su preocupación por la política que solo pudo verse compensada merced a su escaño en el Senado por Tarragona en 1982 o a su puesto como parlamentario europeo por el PSC-PSOE. Así como Carmen Ballcells tuvo gran protagonismo en este boom de la edición y prestó su archivo para la posteridad, su propia biblioteca y archivo actualmente se encuentra depositado en la biblioteca de Cataluña.

lunes, 21 de noviembre de 2011

La muerte de un editor

Javier Pradera Gortazar se encuentra ya en el Olimpo donde los grandes editores descansan. Nombres como Alfred Knopf, Peter Suhrkamp, Samuel Fischer, Kurt Wolff, Siegfried Unseld, Gallimard, sir Stanley Unwin, o Giulio Einaudi no tienen tanto que envidiar al que en estas lineas me propongo a retratar. Señala J.M Guelbenzu que “lo que los unía a todos, cada uno con sus características, era la convicción de que una editorial ha de ser una contribución necesaria al desarrollo intelectual del país, de una parte, y vehículo de conocimiento universal de otra; es decir: un constante flujo cultural de ida y vuelta”.

De agitada vida intelectual y política pertenecía a esa generación cuyas familias vencedoras de la contienda dijo no a una apacible vida en el régimen y decidió militar en la oposición. Una militancia que le llevo a ser encarcelado en 1956 tras los sucesos ocurridos en la Universidad Complutense. Y no sería la primera vez. Pese a su vocación docente universitaria su vida estuvo dedicada y vinculada a numerosas editoriales: Fondo de Cultura Económica, donde fue su primer director de su delegación en España (1962-1966), Fundador del diario El País (1963), Siglo XXI Ediciones y miembro del Consejo de Dirección de Alianza Editorial. Esta ultima, netamente española, ha sido clave no solo para aquellos estudiantes que deseaban encontrar un libro “técnico” a un precio módico sino que sirvió para dar a conocer muchísimos intelectuales españoles y latinoaméricanos. Fueron muchos los editores y escritores con quien trató allende sus fronteras. Y es que como dice Guelbenzu “nadie, en España, en el último tercio del siglo XX, puede presentar un catálogo de obras y autores tan amplio, riguroso y exigente”. Para ello baso su trabajo en una simple cuestion: en primer lugar no consideró importante abarcar todas las formas de conocimiento dentro del sector editorial, sino que confió en su audacia a la hora de rodearse de personas competentes y delegar en su acción. Quizás es esta la razón por la que su nombre, al contrario que otros editores españoles, es menos conocido sin embargo no menos impritante. Y no solo eso sino que supo captar a la vez en interés de la opinión pública a la hora de vender sus libros. Y es que nadie como Pradera supo ser capaz de defender la cultura y venderla con el convencimiento de que solo una editorial es independiente cuando es económicamente autosuficiente.

lunes, 14 de noviembre de 2011

Premio Nacional del Comic para Santiago Valenzuela por “Plaza Elíptica”

El Capitán Torrezno empuja con fuerza desde un perdido sótano del Ministerio de Obras Públicas. Santiago Valenzuela (1971) es un historietista donostiarra entre cuya trayectoria se encuentra la fundación del fanzines madrileño Jarabe, donde introduce su personaje del capitán Torrezno, o El regreso de los ultramarinos; actualmente trabaja como ilustrador para El País Semanal. No es hasta el 2002 cuando empieza a recoger en extensos volúmenes las aventuras de tan extraño personaje: Horizontes lejanos, Escala Real, Limbo sin fin, Extramuros (nominada por partida doble por el Salón del Comic de Barcelona al mejor guión y obra), Capital de provincias del dolor, Los años oscuros y su último volumen Plaza Elíptica. Álvaro Pons, periodista de El País, destaca su capacidad para construir “un microuniverso particular capaz de asimilar con tanto descaro como inteligencia influencias tan variadas como las surrealistas aventuras del Philemon de Fred -una de las obras maestras del cómic francés-, Los Viajes de Gulliver de Swift o el imaginario de Jorge Luis Borges, para reescribirlas en términos de una realidad más cercana y palpable, que transforma lo que podía haber sido una parodia al uso en una feroz y vitriólica perspectiva de lo cotidiano más próxima a Azcona y Berlanga que a los clásicos de la aventura fantástica”. Con un estilo visual onírico nutre su comic de situaciones, iconos y personajes tomados de la vida cotidiana altenando la acción con diálogos donde aprovecha para denunciar la construcción de una falsa historia a través de la mitificación de los heroes. Todo ello con un “grafismo de abigarrado horror vacui y textos infinitos que obligan al lector a detenerse tanto en la tanto en la contemplación del minucioso trabajo de dibujo como en la asimilación del torrente de ideas que caracteriza la obra de Valenzuela". Sin duda un placer para la vista.

lunes, 7 de noviembre de 2011

Apple, Townsend y las nuevas tecnologías

Leo en un árticulo de El Pais la crítica que Diego Manrique hace a la charla de Pete Townsend, músico de la mítica banda The Who, en relación a las nuevas tecnologías y el futuro de la industria musical. ¿El contexto?, un radio-Festival llamado John Peel Lecture donde todos los años se recuerda al gran pinchadiscos. Townsend con su habitual claridad expositiva no pedía otra cosa mas que cortarle los huevos (¿que es eso de emascular?) al recién fallecido Steve Jobs por aprovecharse de las nuevas tecnologías para hacer dinero a costa de la tradicional industria de la música. Defendiendo la existencia de estas empresas explica que una productora no solo graba y vende el disco del autor al que contrata sino que, continua el artículo, "proporciona: 1. Orientación editorial (la labor del Departamento de Artistas y Repertorio). 2. Apoyo financiero (adelantos). 3. Tutela creativa (el seguimiento de la obra). 4. Fabricación (o publicación en la Red). 5. Publishing (derechos editoriales). 6. Mercadotecnia. 7. Venta. 8. Pago de royalties". Por ello los servicios como iTunes solo cubren los dos últimos pasos cuando, en su creencia, deberían de seguir todos los pasos. Pese a lo que parezca el músico no anima a quemar Apple sino que le plantea el reto de ir más allá de ofrecer unos servicios técnicos y tecnológicos para ofertar un servicio completo. Las nuevas propuestas irían por potenciar el papel de los “descubridores” que apadrinasen nuevos artistas, “proporcionar ordenadores y software. Dejarlos libres pero monitoreando su creatividad. Cuando florezca, ofrecer lo mejor de su música en iTunes en streaming gratuito. Si hay una reacción positiva de los oyentes, ponerla a la venta, incluso en otras plataformas o en formato físico. Y, desde luego, pagar a los creadores más generosamente que ahora: no habría intermediarios”. En otras palabras esta retando a Apple que de un paso adelante y que cree una discográfica dentro de su grupo empresarial. Una forma a través de la cual Townsend trata no ya de hacer ver a la gran multinacional las consecuencias que tienen sus servicios tecnológicos sino de recordarnos a todos que en la era digital, unos han engordado a costa de otros.



Pero ¿Qué tiene que ver Townsend, Apple y las discográficas con el mundo editorial?. Pues todo. No hay que olvidar que los problemas que sufren las tradicionales empresa discográficas no son (o serán) tan diferentes a los que sufrirán las tradicionales empresas editoriales. Es posible que Townsend haya apostado por un cierto conservadurismo en sus propuestas pero también es cierto que proporciona una visión mas racional sobre los efectos de las nuevas tecnologías en el futuro de la industria cultural. Más si consideramos las propuestas y las críticas que hace a la industria "analógica" por no apoyar los nuevos valores y el desarrollo independiente de los artesanos de la música.

viernes, 4 de noviembre de 2011

Amazón y el futuro de la editorial en España

En una reciente entrevista del periódico El Pais el encargado de promover el desembarco del libro digital de Amazon en España, Greg Greeley, defendió su existencia ante los agoreros que suponen la llegada del apocalipsis. Pero aún tienen tiempo, afirma en primer lugar porque no se trata de un desembarco definitivo, sino que se trataría de una situación provisional en la cual la rempesa todavía no ofertaría sus abundantes contenidos digitales; y en segundo lugar (y más importante) porque “la ley de precio fijo en el libro impide estrategias de precios muy bajos (el máximo descuento permitido es del 5% tanto en libro físico como en formato digital)”. Sin embargo, prosigue el artículo, su presencia inquieta a los libreros algo que el propio Greeley trata de desdecir defendiendo que aunque las cosas van a cambiar las tiendas tradicionales seguirán ofertando cosas que las tiendas virtuales no pueden ofertar. Pero en cualquier caso opina que todo pasa por la adaptación al contexto. Pone como ejemplo su empresa, primeramente preocupada por ofertar los soportes físicos tradicionales (libros, DVD, CD´s, relojes…) hasta que finalmente pasaron a vender principalmente soporte virtual. Y así en EEUU hasta asaltar "otros paises Canadá, Reino Unido, Alemania, Austria, Francia, China, Japón, Italia... y ahora España". Un hecho que inquieta a los editores españoles, a los cuales trata de tranquilizar. Pero no solo preocuipa en nuestro país su llegada, sino que en la misma Francia las relaciones resultan ser bastante tensas. Allí, dice el artículo, "la compañía fue acusada de tirar los precios de los libros digitales, desafiando la ley gala de precio fijo". En cuanto a los planes futuros de Amazon afirma que pasan por volver "a poner en circulación obras en las que los editores ya no están interesados", y la traducción de aquellos libros consuiderados interesantes para la comunidad de clientes hispanoparlantes.

lunes, 23 de mayo de 2011

Historia del diseño gráfico español: Daniel Gil

A menudo se ha afirmado el subdesarrollo gráfico español fruto de su aislamiento político y su debilidad económica. Sin embargo los últimos estudios (Bahamonde o Otero Carvajal) demuestran que España tuvo un desarrollo homologo al de los países propios de su entorno. Hecho que podemos comprobar mirando la producción de las revistas y los anuncios que en ellos se fueron insertando a partir de 1910 y 1920. El mismo Pedro Prat, uno de los publicistas más importantes de la época, publicaba en 1915 el primer manual de publicidad español “Una nueva tecnica: la publicidad científica” donde trata de responder al interés por la publicidad moderna como medio de difusión de los productos de consumo masivo: productos de limpieza, calcetines, tabaco, y papel de fumar, libros, etc....

Anónimo. Colección Austral de Espasa Calpe, editado en Argentina, 1937

Bien es cierto que la Guerra Civil y el primer franquismo significó una ruptura con el desarrollo de la industría gráfica debido a la mayor restricción en la temática o de la muerte y exilio de algunos de los más grandes diseñadores de la epoca. No obstante, tenemos buenos ejemplos, sobre todo en el campo del diseño gráfico, de la voluntad de vincularse a esta disciplina sin desvincularse del occidente industrializado. Es a partir de los años 50 cuando el diseño gráfico español, merced a la dominio en el gobierno del sector más “desarrollista” cuando paralelo a la recuperación economcia empiezan a crecer la preocupación de dotar de un mayor atractivo de los productos. Y por tanto al diseño del producto en sí. Es un momento en el que aparecen algunos de los emblemas mas importantes como el toro de Manolo Prieto, el cartel de Norit de Josep Sala Lloorens o las cajas de fosforos de José Maria Cruz y Novillo. Pero si hay alguien que empieza a destacar por su nombre propio a lo largo de estos años ese es Daniel Gil.


Daniel Gil. Diseñador Gráfico.

DANIEL GIL (1930-2004) fue el portadista español más importante del siglo XX. Apasionado del arte pudo matricularse en la carrera de Bellas Artes a una temprana edad donde se introdujo en los circulo intelectuales. Pero no fue hasta su llegada a Ulm donde aprendió de la mano de Otl Aicher los fundamentos del diseño gráfico aplicado a la realidad. De su mano recibió la influencia del estilo suizo internacional que le permitiría concretar poco a poco una forma de trabajar muy personal: el sistematico uso de fotografias de un modo objetivo para expresas ideas complejas, el uso de una tipografia sin serifas, y la influencia de ls movimeitnos vanguardistas: en especial del dadaismo y del surrealismo. De su relación con el Partido Comunista quedó la amistad con Javier Pradera o Seix Barral.


El uso de la tipografía como imagen fue un recurrente habitual en su obra artística

Empieza a trabajar como freelancer en discograficas como Hispavox, Riola o RCA done se encraga de diseñar las diversas portadas. Pero donde sin duda destacó fue enn su faceta de diseñador en la Editorial Alianza y más concretamente en la colección De Bolsillo donde llegaría a crear hasta 4000 portadas. En ellas Gil rompió con una oscura tradición editorial donde reinaba el convencionalismo e introdujo nuevas formas de comunicación gráfica experimental. Las maniobras de vanguardia y las innovaciones que Gil introdujo en el diseño editorial español marcarían un antes y un después en el diseño gráfico español. En sus diseños decía inspirarse en el simbolismo de lops objetos que conseguía de sus visitas al Rastro. Con ellos era capaz de crear autenticos poemas visuales con los que supo conectar con la senbilidad del publico ector de la España de los años 60.

Portada a un libro de Alianza Editorial

Pero no solo de España, ya que su arte trascendió las fronteras y se traslado allende el mar hasta hispanoamerica. El Este efecto imitador que produjo su particular estilo, entre el plagio y el homenaje, hizo que Gil no cayera en la repetición serial de sus hallazgos plásticos, y le impulsaron a continuar explorando su fuerza creadora. Además de su trabajo editorial en Alianza, durante todos estos años Gil realizó también colaboraciones en otras editoriales como Península, Euros, Helios o Mondadori, y SigloXXI, así como carteles políticos, destacando el primer cartel propagandístico de HB, o de cine, en películas como “Los Días del Pasado” de Mario Camus. Incluso llegó a diseñar créditos para series de televisión como “La Forja de un Rebelde”.

Daniel Gil falleció en Madrid, el 14 de noviembre de 2004 dejando un hueco imborrable y una deuda impagada para todos los amantes del libro y de la producción editorial.